El jitomate es de mis verduras favoritas, porque además de ser súper mexicano y saber delicioso contiene muchísima fibra y agua, razón por la que tiene pocas calorías. Además, contiene vitaminas A, C y E, las cuales son antioxidantes que favorecen la actividad inmunológica. También es rico en potasio, que nos ayuda a regenerar músculos y a mantener hidratado el cuerpo; y lo mejor es que contiene licopeno, otro antioxidante que nos ayuda con la piel y con los radicales libres, a combatir el cáncer.

Sopa de jitomate

Para 4 personas:

  • 6 jitomates
  • 1 diente de ajo
  • 1/4 de cebolla
  • 1 taza de agua
  • 1 cucharadita de tomillo seco (o puede ser la hierba que quieras)
  • 3 cucharadas de aceite de oliva

En una olla calienta el aceite de oliva.

Licúa los jitomates, el ajo, media taza de agua y la cebolla.

Cuándo el aceite ya esté caliente agrega lo que licuaste y cocina por 5 minutos a fuego medio. Agrega la otra media taza de agua y cocina por otros 3 minutos. Apaga el fuego y agrega el tomillo.

Sirve, calienta y ¡disfruta!